Malas compañías
May31

Malas compañías

–Buenas… –Según se mire… –Claro… yo… venía para cambiarme de Compañía… –¿Por…? –Esto… me han dicho que es más barata, que hay una que sale más barata… –¡Aclárese, por favor! –…que sale, que sale más barata… –¿Y…? –Pues… eso… –Oiga, no tengo toda la mañana, ¿sabe? O “pues” o “eso”, vamos, decídase, hombre de dios… –Umm… “Eso”, sí, sí, sí. “Eso”....

Read More
‘En la noche del mundo’: la chispa iniciática de Mauricio Gil Cano
May24

‘En la noche del mundo’: la chispa iniciática de Mauricio Gil Cano

“Un poema ha de constituir un revulsivo, afectar interiormente, regocijar o estremecer o desasosegar incluso. La ceniza de su sombra es lo que queda del poeta en sus versos. Pero estas cenizas pueden llevar un ascua que prenda el corazón del lector”. Así se expresaba hace unos años Mauricio Gil Cano (Jerez, 1964) preguntado acerca de los poetas, de la poesía, de su acomodo en las urgencias de este mundo que habitamos. Tras una...

Read More
On line
May03

On line

(Suena de fondo Pequeña serenata nocturna de Mozart) –¿Funcionas? –Sí, ya voy. –Soy un poco cateto. –Yo te enseñaré. –¿Sí? ¿Qué me enseñarás? –Uy, no vayas tan rápido. –Pero habrá que limpiar el PC, eliminar programas… –Yo soy el PC. –…suprimir sitios del historial… –Hoy por hoy es lo único que hago, olvidar, borrar… La papelera me explota. –El problema puede estar en el disco duro, y eso lo complica todo....

Read More
In love
Abr19

In love

–¿Me amas? –Más que a mi vida. –¿Y eso… cuánto es? –Pssh, poca cosa. –Pues vamos bien. –No, vamos fatal. –Era una forma de hablar. –Ya, ya… Es tan corto el amor y es tan largo el olvido… –Bonita canción. –No es la canción. Es el 20. –¿Qué hablas? –Ese es nuestro problema. –¿Cuál? –Que no nos entendemos. –Yo te entiendo. –¿Qué entiendes? –No es qué, sino a quién. –Lo ves. –¿Qué veo? –Aquel rayo verde en lontananza. –¿Y eso? –¿No...

Read More
En la esquina
Abr05

En la esquina

–Oiga, por favor, ¿podría acercarse? He de pedirle un favor. –Bueno, ya ve, tengo todo el tiempo del mundo. –Ese es mi problema. He de llegar en punto. –¿Dónde dijo? –No le dije el lugar. –¿Por qué no lo hizo? –No sé. Puede que sea mi carácter retraído. –¿Sí? El mío es más bien tirando a huraño. –¡Quién lo diría! –Todo el mundo lo dice, excepto usted. –Yo es que soy de poco hablar. –De esos está lleno el infierno. –¿Usted cree? –No....

Read More