Adopta un Monumento: más de 200 alumnos enamorados del patrimonio

El proyecto Adopta un Monumento tiene como objetivo implicar a los jóvenes gaditanos en la defensa y conservación del patrimonio de la ciudad. Se inició hace un año y ahora se empiezan a recoger los primeros frutos de esas semillas de ciudadanía que con compromiso y paciencia se han ido plantando entre los alumnos de secundaría de la ciudad. Mañana se celebra una jornada para compartir y difundir los resultados de esta interesante iniciativa que nace en el seno de Plan C. Hemos hablado con el promotor de la idea: Carlos Gentil.

Mañana se celebra la jornada de presentación de los proyectos realizados por los centros educativos gaditanos dentro de la iniciativa Adopta un Monumento, que se comenzó hace un año. ¿Recuérdanos cómo surge esta idea? ¿Te has inspirado en alguna iniciativa parecida?

Desde la mesa de educación de Plan C, uno de nuestros principales empeños era conseguir que Cádiz entrase en la Red de Ciudades Educadoras y así se lo planteamos al ayuntamiento, que aceptó la idea. De hecho, ahora estamos a punto de culminar el proceso, ya que parece que la adhesión a la red se va a aprobar en el próximo pleno.

Viendo proyectos de Ciudades Educadoras, nos encontramos con la iniciativa Adopta un Monumento, que ya se había puesto en marcha en otros municipios. Comenzó en Turín y ya se ha implantado en varias ciudades españolas también. Nos pareció interesante y decidimos trabajar en este tema porque encajaba en nuestros planteamientos: generar ciudadanía incorporando a los alumnos, a las familiar y al entorno. Pensamos que podía ser interesante y decidimos adaptar el proyecto a Cádiz.

Carlos Gentil

Carlos Gentil.

¿Cómo se ha desarrollado esa adaptación?

Normalmente, estos proyectos provienen de los propios ayuntamientos y tiene ayudas que nosotros no hemos tenido.  Solo tenemos buena voluntad y nuestro trabajo. No hemos contado con otros recursos.

Al principio nos sentamos con las AMPAS, pero se implicaron muy poco porque no están en su mejor momento. Tienen problemas internos. Así que decidimos abordar directamente a los profesores de historia de los centros.

En Cádiz hay treinta centros de educación secundaria, de los que se adhirieron, en un principio, quince. De ellos, doce han seguido adelante. Nos parece un número importante. Además, creemos que esto es una bola que crece y que cuando se vean los resultados habrá más centros que se incorporarán.

Nosotros dividimos el proyecto en dos años: uno para que los alumnos estudiaran el monumento en cuestión y el segundo de intercambio entre centros y para que los participantes enseñen el monumento. Ahora vamos a presentar el trabajo que se ha realizado durante este primer año.

¿Cómo han respondido los centros escolares? ¿Qué nivel de implicación ha habido?

Siempre, desde el principio, ha habido mucha colaboración de los centros. También de las administraciones, que lo han acogido muy bien.

Mañana vamos a entregar 215 diplomas a los alumnos participantes, que además contarán sus experiencias. Pensamos que la sala del Instituto Columela en la que se va a celebrar la jornada va a estar llena de niños que han participado, que asistirán con sus profesores.

Cementerio de San José.

Cementerio de San José.

¿Cómo se ha desarrollado el proyecto en cada centro? ¿Ha habido un esquema uniforme o cada uno lo ha llevado a cabo a su manera?

Ha habido de todo. Cada centro lo ha llevado a cabo a su manera. En algunos centros han participado todos los alumnos de una misma clase, en otros solo un grupo.

En algunos casos, los alumnos únicamente han trabajado con su profesor de historia. En otros, como ha ocurrido en el Cornelio Balbo, se han implicado profesores de varías disciplinas: historia, artes plásticas e incluso matemáticas. En principio, Adopta un Monumento iba dirigido a alumnos de secundaría, pero en algunos centros han querido participar alumnos de bachillerato o adultos del nocturno y así lo han hecho. Ha habido de todo.

¿Sobre qué monumentos se ha actuado? ¿Cómo ha sido la selección?

De todo tipo. Desde la casa romana de Varela a los castillos, que se han estudiado todos. Hay centros que han elegido estatuas e incluso el cementerio de San José.

En un principio, le pasamos a los centros la lista de los Bienes de Interés Cultural, pero le dijimos que nos daba igual si elegían una calle, una estatua o un parque. La mayoría de los trabajos que se han realizado son sobre bienes de interés cultura porque esto nos permitía reclamar a las administraciones su mantenimiento.

Murallas de San Carlos

Murallas de San Carlos.

¿Qué aportan iniciativas como Adopta un Monumento a la comprensión de valor de nuestro patrimonio y a su conservación?

Yo creo que la mejor manera de que los alumnos aprendan el valor del patrimonio es implicarlos, hacerles responsables del mismo. Conseguir que se enamoren de él. Y la segunda es que entre pares vean que existe esa implicación. Es fundamental también la implicación de los centros. Por eso también se les van a entregar diplomas a ellos, para que los profesores se sientan igualmente reconocidos.

Mañana se va a celebrar esta jornada en torno al proyecto. ¿Qué objetivo se persigue con ella?

Fundamentalmente, reconocer el trabajo y ver que las administraciones lo reconocen también. Por eso para nosotros es importante que se encuentren allí representantes de la Junta de Andalucía y del Ayuntamiento de Cádiz.

Es un proyecto que los centros deberían seguir. Presentárselo a otros grupos es una forma de hacer partícipe a la ciudadanía de su riqueza patrimonial.

Detalle del cartel del proyecto.

Esta es una iniciativa ciudadana independiente. Pero, ¿cómo la han acogido las administraciones? ¿Ha habido algún tipo de ayuda?

Nosotros siempre hemos querido presentarle el proyecto y, aunque no ha partido de ellos, siempre han estado a favor, tanto el ayuntamiento como la Junta de Andalucía. Hemos contado con su respaldo y apoyo, pero la ayuda de las administraciones es relativa. No ha habido apoyo económico. Es completamente iniciativa ciudadana. Hemos contado con alguna ayuda, por ejemplo, del IES Drago, que nos ha impreso los diplomas. Pero aparte de contribuciones de este tipo, nada.

Esperamos que para el próximo año podamos contar con algún sponsor para hacer unas camisetas para que la lleven los alumnos que vayan a enseñar los monumentos. Intentaremos contar con los comerciantes o con las administraciones.

A modo de conclusión ¿Qué destacarías de esta iniciativa tras un año de su puesta en marcha?

Yo creo que hay dos ideas que hay que mantener. Por un lado, la implicación de los chavales con su propia ciudad. Por otro, el planteamiento de que hay que contar con ellos en todo lo que hagamos en Cádiz y de que ellos son los que la van a disfrutar en el futuro.

Ahora estamos intentando otro proyecto para crear caminos escolares seguros con la gente de movilidad de Plan C y los centros también pueden implicarse en eso.

Por otro lado, cuando Cádiz esté integrada en la Red de Ciudades Educadoras queremos hacer una jornada para debatir qué trabajo se quiere hacer.

Mª Ángeles Robles

Autor/a: Mª Ángeles Robles

Soy periodista especializada en temas culturales. He trabajado en Diario de Cádiz, en la agencia de noticias Europa Press y he sido redactora y fundadora del periódico El Independiente Cádiz. Colaboradora habitual de diversas publicaciones culturales en las que he escrito de teatro, cine y literatura.

Comparte en
468 ad

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *